☆QQQ☆ 230

15 septiembre 2018

Me resulta bastante raro volver a esta sección semanal después de tanto tiempo. Y por tanto tiempo me refiero a que no la sigo desde principios de marzo. A decir verdad, ahora mismo estoy estrujándome el cerebro para acordarme de todo lo que he visto y leído desde la última entrada que hice, así que perdonadme si me dejo algo en el tintero y esta lista es un pelín eterna.


Un trono oscuro de Kendare Blake
Esta saga tiene algo que me fascina. A pesar de que la primera parte me ha gustado más que la segunda sigo con ganas de continuarla y ver con qué nos sorprenderán estas tres reinas. Reseña.

Hasta que te rindas de Victoria Vílchez
Divertida, romántica y sorprendente. Victoria siempre consigue enamorarme con sus novelas y esta no ha sido menos. No sé cómo lo consigue, pero siempre hace que muera de amor.

La llama en la niebla de Renee Ahdieh
Un libro que ha sido diferente a lo que esperaba. Tiene un ritmo lento y el momento en que lo leí no fue el más indicado para leer un libro así. Me gustó sí, pero no tanto como estoy segura de que lo habría hecho en otro momento.

La torre de Daniel O'Malley
Una lectura buenísima que seguramente entre en mi ranking de mejores libros de este año. En su reseña ya dije lo brillante que me pareció (Reseña), pero no puedo abstenerme de recordaros lo divertida, original y apasionante que me resultó.

P.D. Me gustas de Kasie West
Leer a Kasie West es una apuesta segura. Sus novelas siempre presentan una historia tierna y muy dulce, de las que explican un primer amor o un amor adolescente con toda esa pureza que la representa.  Reseña.

Bridget Jones's Baby de Helen Fielding
Una novela que, al contrario de lo que esperaba, me dejó bastante descolocada. Los protagonistas no se comportan acorde a su personalidad, los secundarios no son más que relleno y está plagada de situaciones absurdas que más que hacerme reír, me han cabreado. Reseña.

Nuncanoche de Jay Kristoff
Leer a Jay Kristoff es fabuloso y con su última novela una vez más ha conseguido tenerme a sus pies. Creo que, junto a Brandon Sanderson literariamente hablando estoy enamorada. Os lo aseguro. Reseña.

Demasiado bueno para ser verdad de Kristan Higgins
Al igual que Kasie West o Jay Kristoff, Kristan Higgins es otra de mis autoras de apuesta segura. Siempre que leo una de sus novelas acabo muy satisfecha y feliz con el mundo y la vida. No dudo en leer otra de sus novelas en cuanto tenga otro bajón literario. Reseña.

Una canción salvaje de Victoria Schwab
Una muy buena novela para leer en verano. Tenía muchas ganas de leer a esta autora y el resultado ha sido muy satisfactorio. Leeré la segunda parte en cuanto salga publicado, seguro. Reseña.

Matar un reino de Alexandra Christo
Un retelling de La Sirenita de lo más original. Lo malo es que no he shippeado con los protagonistas tanto como creía y eso le ha hecho perder bastante encanto... Tengo pendiente la reseña, a ver si me ilumino estos días y la escribo.

La gravedad que nos une de Brittainy C. Cherry
De nuevo, Brittainy C. Cherry ha vuelto a escribir una historia romántica con un toque dramático que me ha encantado. Ya os aseguro que no me gustan mucho las novelas con mucho drama y mucho menos busco una historia que llegue a hacerme llorar precisamente por eso, pero es que las de esta autora pueden conmigo.

Para siempre, Lara Jean de Jenny Han
Tal y como me esperaba, ha sido una monada de libro. Es más, sabía que era de lectura obligatoria en cuanto salió publicado. No sé qué me pasa con estos personajes que me resultan súmamente adorables. Sobre todo Peter; ¡no puedo evitarlo!

Los ladrones de humo de Sally Green
Una novela que, a pesar de empezar de forma pausada e irte introduciendo en todo este nuevo mundo medieval poco a poco, a partir de la mitad o así empieza a acelerar el ritmo de forma bestial y la autora se emociona como ella sola, rompiéndome el corazón tras cada página. Lo he acabado hace un par de días; publicaré la reseña en breve.

http://3.bp.blogspot.com/-KUszmBcFeq4/Tt4J2A0x-gI/AAAAAAAAA4c/kNZd5ya7TvE/s1600/sd_daretodream_stitching.png

En cuanto a la series, he empezado algunas y las he dejado sin terminar porque no acababan de convencerme, así que voy a pasar de las que solo he empezado y visto uno o dos capítulos, porque ahí sí que podría quedarme con una lista eterna. Voy a los que he visto completos:

https://cdn.doramasmp4.com/o/b/a597e50502f5ff68e3e25b9114205d4a.jpg
A Korean Odyssey
Llegué a terminarla, pero a mi parecer la protagonista con su cara de póker arruina gran parte del dorama. Solo vale la pena por los dos personajes que salen en la foto de arriba, la verdad. La trama es entretenida, pero no es tan perfecta como muchos hacen creer. No sé, al menos así me lo ha parecido a mí...

http://3.bp.blogspot.com/-KUszmBcFeq4/Tt4J2A0x-gI/AAAAAAAAA4c/kNZd5ya7TvE/s1600/sd_daretodream_stitching.png
Meteor Garden 2018
 Son 49 capítulos de dorama y aunque algunos se me han hecho un poco más pesados que otros y los guionistas se han tomado unas libertades con la historia original un poco paranormales, bueno, tampoco ha estado mal del todo. Eso sí, ¡¡no es la mejor adaptación de Hana Yori Dango ni por asomo!!

http://3.bp.blogspot.com/-KUszmBcFeq4/Tt4J2A0x-gI/AAAAAAAAA4c/kNZd5ya7TvE/s1600/sd_daretodream_stitching.png
El patito feo que surcó los cielos
Esta mini serie de Netflix es una adaptación de un manga. (Y sí, el nombre en castellano cambia un poquito del original, pero vamos que no se nota nada). No ha estado mal, quizás todo demasiado concentrado por solo tener 6 capítulos, pero ha resultado entretenida.

http://3.bp.blogspot.com/-KUszmBcFeq4/Tt4J2A0x-gI/AAAAAAAAA4c/kNZd5ya7TvE/s1600/sd_daretodream_stitching.png
Y algunos de los que ya hablé en el resumen de los doramas vistos en verano (os vuelvo a poner las fotos que hice resumiéndolos, que me quedaron muy bien xD):


 




Amor a primera vista, llama al oculista de P. Z. Reizin
Me han dicho que es una novela romántica divertidísima y eso era algo que necesitaba comprobar por mí misma.

http://3.bp.blogspot.com/-KUszmBcFeq4/Tt4J2A0x-gI/AAAAAAAAA4c/kNZd5ya7TvE/s1600/sd_daretodream_stitching.png
My ID is Gangnam Beauty
Por ahora es una serie que me está resultando entretenida y ya. Está siendo todo demasiado previsible por el momento y no despierta mi curiosidad. No sé, es que no termina de engancharme. Espero llegar hasta el final, aunque sinceramente, no sé si lo conseguiré...

Estoy esperando un librito estupendo que si todo va bien, debería llegarme a principios de la semana que viene como muy tarde. ¿Cuál será? Tendréis que ver mi Instagram para descubrirlo antes de la semana que viene jiji

 ¿Y vosotros?
¿Cómo lleváis vuestras lecturas? ¿Habéis leído o visto muchas series últimamente?
¿Qué tenéis pensado leer estos días?

¡¡Nos leemos!!

Reseña Demasiado bueno para ser verdad de Kristan Higgins

12 septiembre 2018

38900392
Demasiado bueno para ser verdad
Kristan Higgins | Harlequin | 343 páginas | Tapa blanda con solapas | Cómprala aquí

Sinopsis:

Cuando el exprometido de Grace Emerson empezó a salir con su hermana pequeña, ella se dio cuenta de que había que tomar medidas. Para evitar que todo el mundo se obsesionara con su vida amorosa, Grace anunció que estaba saliendo con alguien. Alguien maravilloso. Alguien guapísimo. Alguien completamente inventado. ¿Quién era aquel don Perfecto? Alguien… diametralmente opuesto a su vecino, el renegado de Callahan O'Shea. Bueno, tal vez, alguien con su físico. Con su cuerpazo. Y con su fino sentido del humor. Con su inteligencia y su gran corazón.

Vaya. No. ¡Callahan O'Shea no podía ser el hombre perfecto para ella! No, teniendo en cuenta su desagradable pasado. Entonces… ¿por qué le parecía tan idóneo el hombre equivocado?



Kristan Higgins vive en una pequeña localidad de Connecticut que cuenta con una bonita biblioteca, una feria agrícola magnífica, gente encantadora y poco más. Tiene dos hijos maravillosos que le proporcionan entretenimiento seguro y a un valiente bombero por marido que es, además de lo evidente, un cocinero excelente. Trabajó como redactora hasta que fue madre. Entonces, empezó a escribir relatos de ficción en cuanto tuvo la suerte de que sus hijos se echaran la siesta a la vez. Desde luego, escribir le resultaba mucho más gratificante que recoger la colada,así que decidió entonces ponerse a trabajar en su primera novela. En 2008 ganó el premio Romance Writers of America's RITA® de novela romántica.


No soy imparcial en lo que a las novelas de Kristan Higgins se refiere. Todas las que he leído me han encantado en mayor o menor medida. Me encanta su humor sarcástico del que hace uso en todas sus historias; todavía no he encontrado otro autor o autora que haya conseguido hacerme reír lo mismo que ella nada más empezar una de sus novelas. Asimismo, el romance que invade a todos sus personajes y lo adorables que se vuelven todos, consiguiendo hacerse un huequecito en los maltrechos corazones de sus lectores me resulta irresistible. Sí, quizás me falta que su animal favorito sean los gatos y estos sean los que aparezcan en lugar de los perros (porque es común en todos los libros de Higgins que todos sus protagonistas tengan un perro), pero lo dejaré pasar porque también me gustan los perros.

5024334En Demasiado bueno para ser verdad tenemos a Grace Emerson, una profesora de historia de instituto experta en la guerra de secesión. Grace es una de esas personas demasiado buenas y altruistas para esta sociedad. Al contrario de lo que creía que me pasaría al encontrarme con un personaje con este carácter, ha sido alguien hacia el que he sentido un cariño especial, en el sentido que yo me hubiese comportado con ella de forma un poco protectora porque en ocasiones me recordaba a mi hermana por su forma de ser. Grace es, además, una chica un tanto ingeniosa y peculiar, ya que para evitar preguntas incómodas sobre su vida personal, recurre a algo que lleva haciendo desde siempre: inventarse novios imaginarios. 

Grace ha vivido una experiencia un tanto traumática en su vida amorosa: el chico que creía que era el amor de su vida la deja poco antes de casarse ¡y la sustituye por su hermana pequeña! Para más inri, a Grace la invitan a su boda y todo, como si fuese lo más normal del mundo.

A esto que Grace, que es un amor de persona y se da cuenta del momento exacto en el que ambos se enamoran locamente el uno de la otra, no es capaz de odiar a ninguno de los dos porque adora a su hermana pequeña y tampoco está en su naturaleza el hacer daño ni a una mosca. Ver a Grace pasar por esta situación hace que cualquiera pueda sentir cierta simpatía hacia ella, os lo aseguro.

Y aquí es cuando aparece el héroe que todos esperamos; ese chico que conseguirá que Grace salga de ese bache con nuevo novio imaginario incluido en el que se ha metido y del que parece que esta vez le va a costar un poco más salir. Aunque en este caso… no parece ser el típico chico en el que Grace se fijaría.

17838411Callahan O’Shea entra en escena como el vecino de Grace. Y sus encuentros son hilarantes. Desde la primera vez que se encuentran, cualquiera puede darse cuenta de que estos dos no van a vivir situaciones muy normales juntos. Callahan no es el chico perfecto que Grace siempre ha buscado, pero tiene algo que la hace volverse loca. Casi literalmente. Los momentos más divertidos y los encuentros tan extravagantes que viven estos dos personajes son lo que más me ha hecho reír de esta novela.

Y… dejaré de hablar de la trama por ahora porque a partir de aquí es cuando más vale la pena que descubráis por vosotros mismos qué es lo que esta novela tiene por ofreceros.

Las novelas románticas de Kristan Higgins siguen unos mismos patrones de forma general, pero sorprendentemente no por ello llegan a resultar repetitivas o aburridas. Todas comparten esa protagonista femenina que ha pasado por algo un tanto estrambótico y necesita seguir adelante; un chico por el que la protagonista acaba babeando (y los lectores junto a ella); un perro monísimo (o no tan monísimo) que acompaña a la protagonista; unas familias muy peculiares que siempre acompañan a la protagonista de una forma u otra; detalles muy precisos sobre los pueblos o ciudades en los que viven los personajes… como os digo, son elementos que siempre pueden encontrarse en todas sus novelas, pero que al contrario de lo que puede parecer, yo siempre acabo a la espera de conocer cómo van a ser en cada ocasión.

Eso es quizás lo más curioso de todo: incluso manteniendo unos patrones bastante claros en todas sus novelas, siempre consigue que estas tengan unos personajes con vida propia. Grace y Callahan no se parecen a ningún personaje anterior que la autora haya creado. Y las familias, porque si alguna vez habéis leído a Kristan Higgins sabréis que la familia es un elemento al que se le da mucha importancia, tampoco.

Así que a modo resumen e intentando no haberos aburrido con mi emoción extrema: Demasiado bueno para ser verdad es una novela que necesitan tener en cuenta los amantes de los romances divertidos y desenfadados; pues es una historia de esas que hacen pasar un buen rato y dejan un buen sabor de boca tras haberla terminado. Si en algún momento os encontráis que no sabéis qué leer, pero necesitáis una lectura divertida, romántica y un tanto alocada, ¡no lo dudéis!

¡¡Nos leemos!!

Sagas abandonadas

10 septiembre 2018

Hoy me he levantado con ganas de hacer listas. Repasando en mi cabeza alguna que todavía no haya hecho y que pueda resultar interesante, he pensado que hacer una mencionando esas series/sagas/trilogías que he ido abandonando a lo largo de mi existencia podría estar bien (de las que me acuerdo, vaya, porque algunas me da que las he olvidado de mi mente por completo).

Antes que nada, tengo que decir que soy de las que le cuesta dejar algo a medias. Por suerte, con el paso de los años y tras lecturas, lecturas y lecturas, me he hecho a la idea de que si un libro (o lo que sea) no me gusta, no vale la pena perder el tiempo en ello. Me da pena, sí, pero si necesito dejarlo a la mitad porque no me llena nada, lo abandono y punto. Hay algunas sagas a las que he intentado darles una segunda oportunidad y otras de las que directamente he pasado porque con el paso del tiempo he ido perdiendo el interés. En resumen: ¡¡Imaginad lo muchísimo que me encantaron algunos de los libros que enseñaré aquí hoy!! 

178382151711831327399731

Aprendiz de diosa de Aimee Carter. Hace mucho tiempo que leí este libro. Ya habrán pasado unos cinco años o así y todavía tengo esa sensación de que fue un libro que no me gustó nada de nada. Es una mezcla de dioses griegos solo en el nombre (sobre todo el supuesto Hades), una serie de pruebas bastante lamentables para convertirse en diosa relacionadas con el cristianismo, amor metido con calzador, trama predecible… una joya, vamos. Dejando de lado que no continuaron con la saga, tampoco la seguiría aunque lo hicieran.

La ciudad del agua de Theo Lawrence. Una especie de Romeo y Julieta ambientado en el futuro bastante meh. La ambientación va fallando a ratos, los personajes son más bien planos y entre lo predecible que resultan algunas cosas y sinsentido otras… reconozco que me llamó mucho la atención por su portada. Qué le vamos a hacer. 

Love you de Estelle Maskame. Con esta saga me quedé en el segundo y es curioso, porque el primero no es que me desagradase. Tenía sus más y sus menos pero bueno, era pasable y resultó entretenido. Luego llegó la segunda parte y se desató el apocalipsis. Odié a la protagonista con toda mi alma, eso para empezar. Con sus acciones y actitud sinsentido, la autora fomenta las relaciones tóxicas a cada momento. Además, en el libro cada 2x3 se soltaban perlas maravillosas del calibre “si tus padres han sido unos maltratadores, es normal que sus hijos también lo sean” a un personaje que ha pasado por una situación complicada relacionada con el tema. Todo muy normal. Así que a modo resumen: odié este libro y me entró un cabreo al leerlo impresionante. 

178852242583292734604293

Nacida a medianoche de C. C. Hunter. Con este libro me pasó algo raro porque no es que odiase la primera parte, me pareció más bien normalita con muchas cosas a mejorar. El problema es que publicaron la segunda parte como dos años después y entre que lo consideré normal en su día y que no recordaba nada que me hiciese querer retomar la historia, no la seguí. 

El aprendiz de Taran Matharu. No fue un mal libro, aunque sí que tuve que dejarlo de lado la primera vez que lo leí y dejar pasar un poco el tiempo antes de seguir con él más adelante. Me resultó un libro muy introductorio y me costó mucho introducirme dentro de la historia. Tampoco llegué a engancharme en ningún momento y eso es raro. Era una historia bastante original, pero no consiguió llamar mi atención. Considero normal no haber tenido ganas de seguir la saga. 

Pasajera de Alexandra Bracken. Este es uno de esos libros que si no hubiese leído, el mundo habría seguido girando con normalidad para mí. Empezó mal: con instalove (encima es una novela que tiene como epicentro eso mismo). Continuó normalita: consideraba su trama interesante y la ambientación estaba lograda. Y ya está. Con solo eso a su favor no he tenido ganas de continuar con la historia y dudo que lo haga más adelante. 

207336001648159316084642

El juego infinito de James Dashner. Reconozco que de este libro solo he llegado a leer la primera parte porque no sentía siquiera curiosidad por continuar. La primera parte me gustó, lo admito. Me resultó muy original y me dejó con ganas de continuar. Peeero, tardaron tanto en publicar la segunda parte, que cuando lo hizo fue un ok, me parece bien, pero no me apetece leerlo ahora mismo. Y así sigo. 

Maravilloso desastre de Jamie McGuire. Este es uno de esos libros que o bien amas o bien odias. Yo no es que haya llegado a odiarlo, porque creo haber encontrado alguno peor, pero gustarme tampoco es que lo hiciera mucho. Hasta la mitad parecía que no era tan malo como decía la gente, pero luego ya fue otro tema. Para empezar me aburría soberanamente leyendo y luego ahí sí que acabé odiando al protagonista y replanteádome situaciones que al principio no me habían chirriado mucho.

50 sombras de grey de E.L.James. Lo leí por todo el boom que tenía detrás (sí, volví a caer y me pudo la curiosidad). En ese momento no había leído muchas novelas del género y aunque ya sabía que no era de lo mejor que podía llegar a encontrarme, incluso me llegó a sorprender. Pasó el tiempo y tras pensarlo seriamente me dije "¿Qué narices hacías leyendo eso y diciendo que estaba medianamente bien?". Por suerte, he sido un poco más coherente y consciente de mis lecturas y nunca he continuado con la trilogía por mucho que siguiese oyendo hablar de ella ni tampoco he visto ninguna de las películas. Me consuela un poco pensar que soy un poquito más racional y que ya no me dejo llevar tanto por las tendencias que no tienen que ver conmigo.

33874658232979159730370

El imperio de las tormentas de Jon Skovron. Una novela demasiado cruel para mi gusto. Con una trama sin nada original que la hiciese destacar por encima de otras novelas de este género, lo único que destacaría (y no en sentido positivo) es la cantidad de escenas violentas gratuitas que contenía. Ni siquiera me plantee leer su segunda parte en cuanto la terminé.

After de Anna Todd. ¿Hace falta explicar algo sobre este libro? Quise leerla por todo el boom y porque es un género que no me desagrada, para luego darme cuenta, intentando negarlo en mi interior, que eso que estaba leyendo no me gustaba nada de nada (lo sé, me dejé llevar por las masas y eso no es bueno). Dejando pasar el tiempo para afianzar un poco mi opinión, llegué a la conclusión de que no, no iba a perder mi tiempo con estos libros nunca más.

El corredor del laberinto de James Dashner. No necesito que me lluevan piedras por esto, pero no pasé del segundo libro. El corredor del laberinto me encantó, incluso veo de nuevo la película si alguna vez pongo la tele y la están dando, pero con el segundo libro fue diferente. Al poco de terminar la primera parte, me puse a leer la segunda muy emocionada. Recuerdo que era verano, estaba tirada en la cama intentando leerlo y acabé echándome unas siestas increíbles. No pasaba de la mitad ni a tiros. Me aburrí tanto, que al final lo dejé y no he vuelto a intentar retomarlo.


1871000230821564

El verano de los ángeles oscuros: La promesa de Kristy Spencer y Tabita Lee Spencer. Otro principio de saga que para empezar, no me desagradó, pero que con el paso del tiempo acabó perdiendo todo el interés para mí. Podría leer el resto si quisiese, pero aunque en su momento me gustase, ya he visto que ha acabado siendo simplemente una novela más y no siento muchas ganas de continuarla.

La corte reluciente de Richelle Mead. Acabé bastante decepcionada con este libro. Creía que me encontraría algo de la altura de Vampire Academy (saga que todavía se encuentra entre mis favoritas), pero lo que me encontré no se parecía en nada. La trama incoherente está a la orden del día y los personajes planos también. Me quedó muy claro que no iba a continuar en cuanto conseguí terminar el libro.

2361317816179869

Propiedad privada de Joanna Wylde. Podría reducir la sinopsis de este libro a: un libro sobre moteros que tratan a las mujeres como trapos de usar y tirar. Entre eso y las escenas de sexo explícito que no me gustaron nada leer y una traducción que hacía pensar que no estaba pensado publicarlo en España sino en Latinoamérica y me sacaba mucho de contexto, no sé cómo me atreví a terminarla.

Multiverso de Leonardo Patrignani. Le tenía muchas ganas tras las buenas críticas que había leído antes de ponerme con él. ¿Y qué me encontré?: Instalove, personajes planos y una historia aburrida. Total, que me decepcionó por completo y ya me quedó claro que no iba a leer la segunda parte si la publicaban.

¡¡Nos leemos!!